LOCKE

LOCKE

POLÍTICA

La Política es, para Locke, parte de la Filosofía práctica, que se ocupa de descubrir cómo conseguir la felicidad, para lo cual necesitamos que haya justicia entre los hombres. Las dos obras políticas más importantes son el Primer tratado sobre el gobierno civil y el SegundoTratado sobre el gobierno civil, donde se asientan las bases de su lucha contra la monarquía absoluta y del liberalismo de su época.
Según Locke, el hombre es naturalmente libre. en tal estado, el hombre vive con otros sin que sean dirigidos por otro rey que la razón, que hace justicia en caso de conflicto entre los hombres. en este estado de naturaleza hay una ley moral natural racional, igual para todos, que son concebidos libres e iguales. Con derecho natural a su vida, salud, libertad y propiedad. Evidentemente, también tiene deberes naturales, como el de conservar su vida y su libertad, por lo que se opone al suicidio y a la esclavitud.
El derecho natural en el que más centra su atención Locke es el derecho de propiedad, pues todo hombre tiene derecho a las cosas que le son necesarias para la conservación de su vida. En consecuencia, la razón nos enseña, en conformidad con la voluntad divina, que debe existir la propiedad privada tanto de los frutos de la tierra y de las cosas que hay en ella como de la tierra misma. El derecho a tener la propiedad privada de algo surge si ese algo es producto de nuestro trabajo. Pero el derecho de propiedad tiene sus límites. En efecto, sólo podemos poseer aquello que podemos usar o disfrutar. El derecho natural de la propiedad se puede,
legítimamente, legar a nuestros hijos, fundando así el derecho de herencia.
La sociedad nace, a juicio de Locke, porque Dios hizo a los hombres sometidos a fuertes necesidades, lo que les impulsa a vivir en sociedad. La familia es una sociedad estrictamente natural, pero la sociedad civil sólo es necesaria en la medida en que nos permite satisfacer las necesidades naturales mencionadas más arriba.
Además, lamentablemente, los hombres no siempre cumplen con la ley natural, no siempre respetan los derechos naturales de sus miembros. Por todo ello, necesita constituir una sociedad civil que ayude a preservar sus libertades y derechos. Así:

1. Es necesaria una ley escrita para definir la ley natural y dirimir las controversias.

2. Es conveniente que haya un sistema judicial que goce de reconocimiento general y que juzgue imparcialmente.

3. Es necesario un sistema punitivo reconocido por todos que castigue los crímenes.

Pero el fin principal que mueve a los hombres a someterse a un gobierno es la conservación de su propiedad individual, tanto de su vida, como de su libertad y de su patrimonio. Pero, por muy ventajoso que sea vivir en sociedad, Locke considera que siempre supone una restricción de la libertad absoluta natural por parte de las instituciones jurídicas y políticas.
El fundamento racional y legitimador de toda sociedad debe ser el consentimiento de los que forman parte de la misma. Pero ese consentimiento no implica que los hombres renuncian completamente a su libertad, sino que simplemente la restringen renunciando a sus poderes legislativos y ejecutivos que les pertenecían de forma absoluta en el estado de naturaleza y los delegan en la sociedad a la que se autoriza a elaborar las leyes que requiera el bien común, el poder de ejecutarlas y de sancionar su incumplimiento. Ese consentimiento consiste en someterse a la voluntad de la mayoría. Ese consentimiento es implícito, pero se puede rescindir marchándose a otra sociedad civil o viviendo en estado de naturaleza.

La primera tarea de toda comunidad política es establecer un poder legislativo y ponerlo en manos de quienes administrarán esas leyes de forma correcta. Éste será el poder supremo de la comunidad y todos los otros deben derivarse de éste y estarles sometidos. Pero el poder legislativo no es absoluto, sino que está limitado, pues:

1. Las leyes que promulgue han de ser las mismas para todos sin excepción.

2. Estas leyes deben inspirarse en el bien del pueblo.

3. El poder legislativo no debe establecer impuestos sin el consentimiento del pueblo expresado por él mismo o por sus representantes ya que el fin principal para el que se constituyó la sociedad es la protección de la propiedad.

4. El poder legislativo no tiene la capacidad de transferir el poder de promulgar leyes a persona o asamblea a la que el pueblo no haya otorgado su confianza. En el caso de que lo haga, tal transmisión no es válida.
Aparte del legislativo, Locke admite el poder ejecutivo y el federativo. Éste último es el poder de hacer la guerra y firmar la paz, de concertar alianzas y tratados y todo género de transacciones con todas las personas y comunidades externas a la sociedad política.

Las sociedades civiles pueden ser disueltas de dos formas:

– Desde fuera: Si, por ejemplo, son conquistadas.

– Desde dentro: Mediante la modificación del poder legislativo en contra de la voluntad del pueblo bien por arbitrariedad por parte del gobierno atentando contra sus derechos naturales (libertad, propiedad) , bien por descuido de su cargo.

La rebelión es legítima ante un gobierno tiránico o disoluto (disuelto), o que obre contra la voluntad y los intereses del pueblo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s